RSS

¿QUÉ ES SIMPLICIDAD? (PARTE III)

30 Nov

escrito por Chaim Kramer

En resumen, la simplicidad significa no buscar complejidades, no leer significados adicionales en todo lo que encontramos. Implica tomar las cosas al pie de la letra. Sin embargo, debe enfatizarse que esto no excluye la búsqueda de una comprensión más profunda en la vida de cada cual. Por el contrario, a lo largo de sus enseñanzas, Rebe Najman elogia a aquellos que buscan activamente ese significado interno. De hecho, la simplicidad, en los aspectos generals de la vida  y en la particularidad del servicio a Dios, es la primera y más importante herramienta para lograr finalmente la profundidad de la sabiduría que subyace a toda la existencia.

Debemos mantener presente que la simplicidad tampoco significa que debemos creer todo lo que alguien nos diga, cayendo tontamente como víctimas de la deshonestidad y la falsedad. Esto sería credulidad, no simplicidad. Nuestros Sabios nos advirtieron a este respecto: “Respeta, pero sospecha lo que no te resulta familiar ”(cf. Derekh Eretz Zuta 5). Más de lo que queremos admitir, todos hemos probado la amargura que sigue al haber sido absorbidos y encantados por otros. En este sentido, Rebe Najman señala cómo uno debe tener mucho cuidado en asuntos financieros (ver Likutey Moharan I, 69; cf. Rebbe Najman Sabiduría # 281), y cuán cautelosos debemos ser al colocar nuestro bienestar físico y/o bienestar emocional en manos de profesionales “confiables” y soluciones “probadas y comprobadas” (Sabiduría de Rebe Najman # 50). ¡Cuánto más debemos ser cautelosos cuando se trata de nuestra prosperidad espiritual! (Aveneha Barzel, p. 43 # 64). Los falsos líderes, así como sus consejos, son cualquier cosa except simples y directos. El manto del misterio es frecuentemente su único atractivo (cf. Sabiduría de Rebe Najman # 6)

En casos como estos, ¿qué nos exige la sencillez? El Rebe explica: Está prohibido ser tonto, incluso con tu sinceridad. Pero la sofisticación es totalmente innecesaria (Sabiduría de Rebe Najman # 51). Por lo tanto, mientras la persona sencilla deja su mente abierta, sin formarse una opinión inmediata ni tratando de adivinar los motivos “verdaderos” de otra persona, tampoco se suscribirá ingenuamente a los consejos, técnicas, tendencias o modas que se le presenten. Y, aunque al tomar las cosas al pie de la letra, bien puede exponerse a influencias dudosas y posiblemente incluso dañinas, Reb Noson cita un proverbio del rey Salomón (Proverbios 10: 9): “El que sigue el camino sencillo, va seguro”. “Seguramente”, insiste Reb Noson, “tal persona nunca tropezará. E incluso si se equivoca, si transgrede inadvertidamente uno de los mandamientos de Dios, indudablemente se arrepentirá y permanecerá firme en sus devociones; seguro en el conocimiento de que hay un proceso en el cielo a través del cual todo está en orden ”(Likutey Halakhot , Devarim Min Ha Chai 4:49). O, como dijo el rey David (Salmos 116: 6), “Dios protege al necio”.

Durante una de sus conversaciones, Rebe Najman también señaló un proverbio del más sabio de todos los hombres: “El necio todo lo cree” (Proverbios 14:15). “Es bueno ser tan tonto”, dijo el Rebe. “Esto se debe a que, si bien creerás en lo que es falso y necio, también creerás en la verdad. En esto, estás mejor que la persona sofisticada y del todo escéptica. Comienza ridiculizando la tontería y la falsedad, pero finalmente termina ridiculizando todo, negando incluso la verdad ”(Sabiduría de Rabí Najman # 103).

La regla, por tanto, es: acepta, pero ten cuidado. Parafraseando mi Rosh Yeshivá, “Es un placer tratar con la gente. Son dignos de confianza; son honestos; son gente decente. ¡Pero recuerda, cuando te devuelvan tu cambio, cuéntalo! “

Otro aspecto de la simplicidad lo ilustra la siguiente historia:

“¿Cuál es la naturaleza del libre albedrío?” alguien le preguntó una vez a Rebe Najman. “¡Sencillo!” respondió el Rebe. “Si quieres, hazlo. Si no quieres, no quieres “.

Reb Noson agrega: grabé esto porque destaca un punto muy importante. Mucha gente está confundida. Se ven atrapados en sus hábitos e impotentes para cambiar sus costumbres. Sienten que ya no tienen el poder de elegir libremente. ¡Simplemente no es así! Todo el mundo tiene libre albedrío para hacer o no hacer lo que quiera. ¡Entienda esto! (Likutey Moharan II, 110).

La mayor cantidad de personas se consideran a sí mismas criaturas de hábitos. Su respuesta en cualquier situación dada es predecible. El Rebe enseñó que no necesitamos ser esclavos del impulso y el condicionamiento. Podemos responder de manera diferente. Podemos implementar la disciplina. Esto es cierto para los pensamientos, el habla y los hechos. Rebbe Najman comparó este autocontrol con un jinete que monta un caballo desbocado. Todo lo que tiene que hacer es agarrar las riendas para retornarlo al camino (Likutey Moharan II, 50). Mientras mantengamos la vida simple, podemos mantener el control sobre muchas facetas de nuestra existencia.

Reb Noson amplía esta idea mostrando cómo se aplica al servicio de Dios: la mente de una persona se mueve constantemente de un pensamiento a otro. Aun así, es imposible que dos pensamientos ocupen la mente de forma simúltanea.

Sabemos, que los malos pensamientos deben ser rechazados. Sin embargo, hay ocasiones en las que los buenos pensamientos también deben rechazarse. Bien sabido es, que las personas tienen la tendencia a quedar absortas en su propio hilo de pensamiento, reconociendo sólo su propia perspectiva de las cosas. Esto puede resultar engañoso. A veces, las metas y el deseo de santidad de una persona están más allá de sus capacidades. Por lo tanto, debe controlarse a sí mismo. Debe limitar sus anhelos y cumplir, simplemente, cualquier servicio a Dios del que sea capaz en ese momento. Luego, debe clamar a Dios pidiendo dirección, orando para que le asistan por el camino adecuado a su nivel y sirviendo a Dios con sencillez y alegría. (Likutey Halakhot, Bet K’neset 5:24)

(Tomado del libro: Crossing the Narrow Bridge – Una guía práctica para las enseñanzas de Rebbe Nachman, Capítulo 1: Sencillez, págs. 11-13)

Según tomado de, https://breslov.org/what-is-simplicity-part-iii/?mc_cid=b2e4ed3770&mc_eid=fc512082ec

Traducido por drigs (CEJSPR)

 
Leave a comment

Posted by on November 30, 2020 in Uncategorized

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

 
%d bloggers like this: